AYUNTAMIENTO DE ZARAGOZA

La oposición pide una comisión de investigación por los expedientes vinculados a la familia de Azcón

PSOE, ZeC y Podemos reclaman la reprobación del alcalde de Zaragoza por no haberse inhibido en la votación de una reparcelación en la que sus padres y uno de sus hermanos tenían intereses

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Jorge Azcón

Los tres grupos de la oposición en el Ayuntamiento de Zaragoza -PSOE, ZeC y Podemos- han solicitado la reprobación del alcalde, Jorge Azcón, así como la apertura de una comisión especial de investigación que aclare la información publicada este miércoles en la web de Público, en la que se cuenta que el popular no se inhibió en la votación favorable de dos expedientes urbanísticos en los que estaban involucrados sus padres y uno de sus hermanos.

La noticia apunta que el pasado 24 de mayo, el Gobierno de la ciudad aprobó de forma inicial dos expedientes de reparcelación urbanística, uno que incluía un pequeño terreno propiedad de los padres del alcalde en el sector 38/3 de la ciudad, y otro que contaba con la participación de su hermano, arquitecto de profesión, ambos, por unanimidad y con el voto favorable de Azcón. Una acción "indecente y poco ética", a juicio de los tres grupos de la oposición, por lo que este jueves han anunciado que llevarán una moción al Pleno del próximo 2 de julio en la que pedirán la reprobación y solicitarán también la citada comisión especial para analizar los expedientes aprobados, además de requerir a la asesoría jurídica y al secretario que aclaren las posibles consecuencias jurídicas de esta práctica.

"Hablamos, no solo de estética, sino del cumplimiento de la ley, porque está generando facilidades e intereses a su familia", ha denunciado la portavoz socialista, Lola Ranera. Para el exalcalde y portavoz de ZeC, Pedro Santisteve, se trata de una colisión de intereses "grave" y "flagrante" relacionada con los dos años de "urbanismo a la carta" que, a su juicio, llevan promoviendo PP y Cs en el consistorio zaragozano. Desde Podemos, Fernando Rivarés ha acusado a Azcón de cruzar una línea roja. Bajo su punto de vista, el alcalde no se inhibió "porque le puede la soberbia" y, así, ha entrado "abierta y conscientemente" en un conflicto de intereses. 

Azcón se explica y Cs ve el expediente legal 

Por su parte, el alcalde se ha defendido argumentando que no sabía que en ese trámite se incluía la parcela de sus padres (que representaba 500 metros de un total de más de 160.000). "Si hubiera sabido que mis padres tenían esa vivienda y lo que les correspondía, hubiera preferido salirme de la votación", ha reconocido. Pese a ello, para el alcalde, "otra cosa muy distinta es que esto jurídicamente vaya a tener repercusiones", ha considerado. 

Desde las filas de Vox, muestran cautela y esperan a contar con más datos para poder valorar los hechos. Y, por parte de Ciudadanos, titulares de la consejería de Urbanismo, aseguran que el expediente cuenta con toda la legalidad.