ZARAGOZA

Azcón destaca la "gran sintonía" entre PP y Cs tras dos años de coalición

El alcalde de la capital hace un balance positivo de su mandato, junto a la vicealcaldesa Sara Fernández "después de cuatro años de confrontación, polémica y lío". La oposición le pide que "cambie de rumbo" y le acusa de despreciar los servicios públicos

ARAGÓN NOTICIAS / EFE /
icono foto El alcalde Jorge Azcón junto al resto del equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Zaragoza / Daniel Marcos

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha destacado la "gran sintonía" entre los dos socios del Gobierno municipal -PP y Cs- y el "esfuerzo sobresaliente" para dialogar y alcanzar pactos, después de cuatro años, ha dicho, de "confrontación", "polémica" y "lío". En una comparecencia junto a la vicealcaldesa, Sara Fernández, ambos han hecho balance de sus primeros dos años de un mandato, y han recordado que sus objetivos fundamentales son proteger a los más vulnerables, gestionar la reactivación económica y ofrecer unos servicios públicos de calidad y seguros. Para su cumplimiento, del que, han asegurado, se lleva "más del 30%", el alcalde ha ofrecido "unidad, diálogo y dinamismo".

Se alcanzan los 24 meses de gobierno, de los que 16 han estado marcados por la lucha contra la COVID-19. Una situación, que, han declarado los comparecientes, ha condicionado la política municipal y ha obligado a reorientar algunos proyectos e incluso a aparcar otros, como la reforma de La Romareda. Azcón ha recalcado, sin embargo, que la pandemia ha cambiado las prioridades, pero no los principios, los objetivos y el estilo de la coalición entre populares y naranjas. Para estos dos partidos, esos principios pasan por acabar con la gestión de 16 años de gobiernos de izquierdas, que "paralizaba" la ciudad, y por resolver los problemas de los zaragozanos, en lugar de crear otros nuevos.



Azcón y Hernández han insistido en que Zaragoza sea una ciudad "mejor para todos", que proporcione una mayor calidad de vida a sus habitantes y que atraiga inversiones, talento y empleo, como lo harán, han enumerado, proyectos como la fábrica de la multinacional sanitaria Becton Dickinson o el nuevo hospital privado del Grupo Quirón.

Además y pese a la COVID-19, el alcalde ha afirmado que se ha conseguido desatascar un gran número de proyectos pendientes, como la prolongación de Tenor Fleta o el nuevo Parque Pignatelli, así como poner en marcha otros nuevos. En el debe, Azcón ha reconocido que tiene la "espinita" de no haber podido hacer más para parar el virus, que se cobrado la vida de un "altísimo número de zaragozanos".

Por su parte, la vicealcaldesa, Sara Fernández, ha resaltado que PP y Cs supieron entender, a su juicio, las demandas de cambios de los zaragozanos e impulsar un gobierno "de cambio" e "ilusionante", que pusiera fin a 16 años de gobiernos "socialistas y populistas". En ese contexto, ha dado cuenta del cumplimiento de las 50 medidas del acuerdo de gobierno entre ambas formaciones, con "un 34% cumplidas, un 49% en ejecución y un 17% pendientes". Todo ello en medio de una pandemia, bajando los impuestos y pagando las deudas pendientes, ha recalcado.

Con respecto a las 286 medidas del Acuerdo por el Futuro de Zaragoza, un 49% están ejecutadas, se está trabajando en otro 42%, un 6% siguen pendientes y un 3% no son de competencia municipal, según la coalición.

El PSOE le pide que "cambie de rumbo"

La portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Zaragoza, Lola Ranera, ha pedido al equipo de Gobierno "que cambie de rumbo y que empiece a pensar en las personas". Ranera ha asegurado que Azcón ha demostrado que ni tiene modelo de ciudad, ni ha resuelto el transporte, ni tampoco la situación del urbanismo. "Al señor Azcón solo le interesa la foto, la política efímera", ha afirmado.

La portavoz socialista ha aseverado que esta mitad del mandato ha estado marcada por "15 meses de pandemia, en los que los ayuntamientos se tenían que dedicar a salvar a las personas, que nadie se quedara atrás, generar actividad económica y que los comercios pudieran seguir abriendo puertas".

En este sentido ha lamentado que el Gobierno de Azcón sólo ha dedicado en la pandemia "35 millones de euros" a esta cuestión, mientras que en el capítulo de inversiones "sigue invirtiendo solo para el centro de la ciudad, olvidándose de los barrios, donde viven las personas".

Santisteve le acusa de despreciar los servicios públicos

Por su parte, el portavoz de Zaragoza en Común, el exalcalde Pedro Santisteve, ha criticado que el gobierno de PP-Cs ha sido en estos dos años "la voz de su amo", ha despreciado "absolutamente lo público", mercantilizado los servicios sociales y la vivienda, y ha sido "irresponsable" con la emergencia climática.

Santisteve ha denunciado que el equipo de Jorge Azcón ha actuado "al dictado de los intereses de la oligarquía local, de los grandes tenedores de suelo urbano, de capital o de los medios de comunicación", y también de los intereses de las grandes contratas, a las que se ha derivado dinero publico, como con el remanente de tesorería.

A su juicio, el gobierno municipal de Zaragoza en los dos últimos años ha manifestado un "absoluto desprecio por lo público", demostrado con el "insulto a la inteligencia" que representa el impulso al hospital privado tras la pandemia de la COVID-19 y en el que se ha optado por el modelo de "pelotazo a la madrileña, a la manera de Esperanza Aguirre".