‘Unidad móvil’ repasa cómo ha cambiado la sociedad un año después del inicio de la pandemia

El 14 de marzo se cumple un año del estado de alarma. La lucha contra la COVID-19 nos obligó a encerrarnos en casa. Sin embargo, en esta misma lucha, hubo muchas personas y sectores que tuvieron que continuar con su actividad, e incluso adaptarse para atender las nuevas necesidades 

El 14 de marzo del pasado año comenzó el encierro en casa para la mayoría de la población. Sin embargo, muchos profesionales tuvieron que continuar con su actividad. ‘Unidad móvil’ muestra este viernes (21:35 horas) cómo a pesar de la emergencia sanitaria, sanitarios, bomberos, cuerpos de seguridad, transportistas, o voluntarios de Protección Civil, tuvieron que seguir trabajando en condiciones complicadas y tuvieron que atender las nuevas necesidades.

El sector del transporte no se detuvo. Uno de los servicios que atendieron fue el de suministrar al sector sanitario y farmacéutico, o a las estaciones de servicio donde tenían que repostar los vehículos para poder realizar su trabajo. ‘Unidad móvil’ habla con todos ellos un año después para conocer cómo recuerdan aquellos días y cómo ha cambiado su trabajo.

En la localidad de Castellote hay dos “Evas” que, además de compartir nombre, comparten vocación sanitaria. Una es la médica del pueblo y la otra la enfermera. Ahora, en su día a día realizan pruebas PCR, test rápidos y administran vacunas, cuando antes su trabajo consistía básicamente en prescribir medicamentos.

De un año a esta parte, la Policía Local de Zaragoza ha potenciado su faceta asistencial. Un equipo del programa presencia el nuevo sistema que emplean para desinfectar los vehículos, cómo se ponen los trajes blancos que han aprendido a colocarse cuando deben prestar servicio en domicilios con enfermos de COVID. Al caer la noche, supervisan el cierre de establecimientos, las zonas susceptibles de albergar botellones y realizan controles tras el toque de queda. La Policía Nacional también tuvo que readaptarse sobre la marcha a la nueva realidad. “Hemos tenido que reestructurar nuestra organización del trabajo, funcionarios que llevaban años en despachos han tenido que salir a las calles a atender las necesidades de la población”, comentan.

‘Unidad móvil’ recuerda con una unidad de voluntarios de Protección Civil de la Comarca de Andorra lo que ha sido este año de pandemia para esta agrupación. El carácter altruista de estas personas hace que su labor haya sido, y siga siendo muy meritoria en momentos tan críticos. Labores de apoyo, ayuda y prevención que han constituido el 51% de los servicios prestados este año. El programa les acompaña en Andorra y Alloza.

A raíz de la pandemia, la Brigada Aragón también ha cambiado sus actividades. Ahora están más centrados en trabajos destinados a los ciudadanos. Siguen desinfectando algunas dependencias, aunque en menor medida que hace un año, y también siguen trabajando como rastreadores COVID.

Los bomberos también han experimentado cambios en su forma de trabajar. En su trabajo en la calle han tenido que extremar las medidas sanitarias para no contagiar a los ciudadanos en las salidas que realizan. En los parques de bomberos, han formado grupos burbuja  para que haya los mínimos contactos y evitar contagios entre su personal.

Desde llevar libros de texto a los escolares confinados hasta visitar a los más mayores en los pueblos durante el confinamiento, son muchas las nuevas tareas que la Guardia Civil tuvo que ir improvisando sobre la marcha. En el desarrollo de estas y otras labores, fueron muchos los que se contagiaron.

‘Unidad móvil’, este viernes a las 21:35 horas, en Aragón TV.

#UMunañodespués

Galería fotográfica