EN JACA

Ocho detenidos, tres de ellos menores, por propinar una paliza a un militar

Un vídeo permite la identificación y arresto de los autores de la agresión múltiple

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Momento de la agresión ocurrida el pasado sábado en Jaca.

La Policía Nacional ha detenido este pasado viernes en Jaca a ocho personas, tres de ellas menores de edad, por haber dado una paliza a un militar fuera de servicio, de la Unidad de Alta Montaña destinado en esta localidad oscense.

La agresión múltiple se produjo alrededor de las cuatro de la madrugada tras el cierre de los bares el pasado sábado 2 de octubre junto a la céntrica plaza Biscós, en la esquina de la calle San Nicolás, próxima a la zona de marcha de la capital jacetana. 

Por causas que se siguen investigando, los ocho detenidos comenzaron a propinar patadas y puñetazos al militar antes de huir del lugar. La víctima, de unos 30 años de edad, fue auxiliada en un primer momento por varios de sus compañeros hasta que allí se personaron agentes de la Policía Nacional y efectivos sanitarios, que trasladaron al herido al Hospital de Jaca, donde finalmente no tuvo que ser ingresado.  

Los hechos quedaron recogidos en un vídeo en el que se ve cómo los agresores se ceban con su víctima. Uno de ellos agarra por la cazadora al militar y le golpea repetidamente en la cabeza con su puño derecho, mientras el resto va propinándole diversos golpes.

En la escena aparecen otros dos jóvenes que intervienen para repeler a varios de los agresores y acto seguido salen corriendo. A continuación, el primero de los agresores lleva al militar contra la pared, momento en el que otro de los arrestados le da varios puñetazos en el rostro y le acaba tirando contra el suelo entre más golpes de sus compañeros, con la suerte de que la cabeza del agredido impacta contra las piernas de otro de los agresores y no contra el suelo. No obstante, uno de los agresores, le vuelve a patear ya en el suelo.

La prueba ha facilitado la investigación llevada a cabo por el grupo de la Policía Judicial de Jaca, que este viernes procedió al arresto de los ocho implicados, a los que se imputa un delito de lesiones.

De todos ellos, los tres menores de edad  han quedado a cargo de sus padres tras haber pasado por la Fiscalía, mientras que los otro cinco detenidos han pasado este sábado a disposición judicial después de haber permanecido la pasada noche en el calabozo. Finalmente, el juez les ha dejado en libertad, con una orden de alejamiento sobre la víctima, como presuntos autores de un delito de lesiones.