MEDIDAS SANITARIAS

La mascarilla: de elemento ajeno, a objeto cotidiano

El 23 de abril de 2020, el Gobierno recomendaba utilizar la mascarilla higiénica y unos meses más tarde, el 14 de julio, se imponía su uso en todos los espacios públicos. Desde este sábado 26 de junio, ya no es obligatoria en espacios exteriores

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Varias personas pasean, haciendo uso de la mascarilla.

Hasta marzo de 2020, la palabra 'mascarilla' estaba asociada, sobre todo, a los sanitarios y su uso en espacios públicos era impensable. Poco más de un mes tras el comienzo del Estado de Alarma y consiguiente confinamiento, las mascarillas pasaron de ser elementos ajenos, a ser un bien preciado y cotizado por su escasez. 

En abril del año pasado, aterrizaba en España el primer avión cargado de mascarillas. El día 23 de ese mes, el entonces ministro de Sanidad, Salvador Illa, comparecía en rueda de prensa para recomendar el uso de la mascarilla higiénica. Aquel consejo se fue extendiendo y, poco a poco, las mascarillas comenzaban a hacerse un hueco en todos los hogares. "Es muy deseable, pero hacerla obligatoria no es algo que se pueda plantear a la ligera", indicaba el director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, a finales del mismo mes. 

A punto de comenzar la desescalada, la mascarilla pasa a ser estrictamente necesaria, pero en situaciones muy concretas: "A partir del 4 de mayo, la mascarilla será obligatoria en el transporte publico", anunciaba el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. 

Con la llegada del verano, las comunidades empezaron a legislar sobre el uso del cubrebocas y, el 14 de julio de 2020, se impuso su uso en todos los espacios públicos, exteriores e interiores. Desde entonces, la mascarilla ha sido obligatoria en todo momento, salvo en los establecimientos hosteleros en el momento de comer o beber. Casi un año después, este sábado 26 de junio, su uso se flexibiliza y la mascarilla ya no es obligatoria en exteriores, siempre que pueda respetarse la distancia mínima de seguridad -un metro y medio-.