Cuesta abajo y sin frenos (1-0)

El conjunto aragonés ha caído en su visita al Mirandés en un encuentro en el que perdonó numerosas ocasiones y acusó la falta de gol

Aragón Deporte /
icono foto Álvaro Tejero y el Toro Fernández se lamentan de una ocasión fallada

El Real Zaragoza se enfrentaba esta tarde a uno de los partidos más importantes de la temporada para no caer de lleno en los puestos de descenso. El conjunto aragonés llegaba con malas sensaciones en los últimos partidos con un punto de nueve posibles y una nula sensación ofensiva. En el encuentro de este jueves, el conjunto blanquillo ha mejorado ligeramente en la creación de ocasiones pero ha acusado en exceso la falta de gol. Defensivamente se vio un conjunto más robusto impidiendo las llegadas del conjunto burgalés pero  todo se fue al traste en el último minuto con un gol de Ezzarfani. Además, la nula creación en el centro del campo y el fallo de los delanteros blanquillos impidió la victoria aragonesa que se encuentra en una grave crisis de juego con 1 de los últimos 12 puntos logrados.

El partido comenzaba sin dueño y con un ida y vuelta de ambos equipos pero que ambas defensas eran capaces de controlar. El Real Zaragoza se estaba mostrando más ofensivo en estos primeros minutos que en anteriores encuentros pero con problemas para pisar área. El Toro Fernández, que era novedad en el once, tendría la primera ocasión del encuentro. El uruguayo cabeceó fuera un centro de Tejero que lo había dejado prácticamente sólo ante el portero. Los dos equipos atravesaban ahora una etapa de juego espeso sin mostrar mucho. El conjunto aragonés se empeñaba en intentar sacar la pelota desde atrás pero no daba resultados ya que recibían continuamente de espaldas Igbekeme y Javi Ros y no daban lugar a la sorpresa. El partido era completamente plano pero en una jugada individual, Chavarría ponía un pase de la muerte que dejaba completamente sólo al Toro Fernández que incomprensiblemente la mandaba alto. Parecía haber reaccionado ahora el conjunto aragonés y de nuevo el Toro Fernández iba a tener el gol antes del descanso. El uruguayo volvería a fallar incompresiblemente cabeceando un centro otra vez sólo mandando el esférico directamente a las manos de Lizoain. Descanso y todo por decidir en la segunda mitad en un encuentro en el que hasta ahora el equipo blanquillo merecía ir ganando.

En la segunda mitad, el encuentro volvía a bajar en ritmo y los dos equipos parecían tener miedo al balón en vez de querer tener el control del mismo. Ninguno de los equipos era capaz de generar juego pero en una nueva jugada individual, el conjunto aragonés estaba a punto de hacer el 0-1. Esta vez sería Narváez, que desde la frontal del área disparaba al palo izquierdo de la portería burgalesa. El Real Zaragoza se lanzaba ahora sí, en tromba sobre la portería rival. De nuevo Narváez, iba a anotar el esperado gol pero sería en claro fuera de juego. El conjunto aragonés estaba acusando en exceso la falta de gol, y cuando anotaba, lo hacía en fuera de juego. Las malas noticias iban a llegar tras las dos grandes ocasiones de Narváez. El colombiano iba a tener que abandonar el terreno de juego lesionado con una posible lesión muscular. Larra y Zapater entrarían en el terreno de juego en lugar de Ros y Narváez. El equipo aragonés estaba rozando el gol ante un Mirandés incapaz de pasar de medio campo. Los dos equipos ya muy cansados, parecían conformarse con el punto pero Baraja daba entrada a Vuckic y Zanimacchia en busca de un milagro que diese la victoria en los últimos instantes. Cuando todo parecía acabado, un grave error defensivo de la zaga blanquilla iba a ser aprovechado por el conjunto local. Ezzarfani iba a cabecear un centro completamente sólo y este, a diferencia de todas las ocasiones del Toro, acababa en la portería de Cristian Álvarez. Perdía el conjunto aragonés en el último minuto ante un Mirandés que no había generado nada durante todo el encuentro.

Ficha técnica:

CD Mirandés: Lizoain; Jiménez, Berrocal, Vivian; Caballero, Ezzarfani, Jirka (Iván Martín, 46´); Javi Muñoz, Victor, Martínez (Meseguer, 62´), Moreno.

Real Zaragoza:  Cristian; Tejero, Atienza, Guitián, Nieto; Ros (Zapater, 72´) , Igbekeme, Bermejo, Chavarría (Zanimacchia, 80´); Narváez (Larra, 72´) y Toro Fernández (Vuckic, 85´)

Árbitro: Gorostegui Fernández-Ortega. Amonestó a Larrazábal en el 78'.

Goles: 1-0 Ezzarfani, (93´)

Fotografías

Fotografías