‘La voz de mi calle’ se adentra en la calle Herrería de Calatorao

Será el conocido humorista y presentador Iñaki Urrutia el que ponga voz a la vía de este municipio zaragozano, en la que lo popular y lo rural van de la mano

Pulsa para ampliar

Este martes (22:00 horas) el programa de Aragón TV que da la palabra a las calles de Aragón coloca su particular altavoz en la calle Herrería, en Calatorao. Se trata de una calle que asombra por su trazado en forma de L y a la que le abrieron una plaza en tiempos no muy lejanos. Aunque cuenta con apenas 200 metros, tiene, sin duda, mucho que decir y llega a ‘La voz de mi calle’ cargada de sorpresas.

El humorista y presentador Iñaki Urrutia será el encargado en esta ocasión de poner voz a una calle repleta de simpatía, a la que se une el tono desenfadado del sillón amarillo y los colores alegres del habitual retratista callejero.

Los espectadores vivirán un momento de lo más emotivo en el programa, cuando, de forma excepcional, y tras casi 40 años cerrado, se vuelven a abrir las puertas del cine, ubicado en la parte central de la calle. Son muchos los recuerdos de los vecinos que lucen, una vez más, reflejados en la pantalla de la sala de proyecciones.

Otra de las sorpresas del programa se encuentra precisamente, en el número 1 de la calle. Allí se alza la carpintería. Al frente del negocio está Fernando y, en la parte aledaña al edificio, pasa los días junto a su madre. Fernando se siente un afortunado por vivir en lo que considera “el paseo de la Independencia de Calatorao”.

La barbería de la calle la lleva, tijera y navaja en mano, Héctor. Tercera generación de peluqueros, a Héctor siempre le acompaña su padre. A sus 93 años, Bernardo es la voz de la experiencia, de esas que no se corta un pelo en decir lo que piensa. Otro de los comercios tradicionales, pero siempre a la última, es la tienda de modas de Ángela, casi 20 años dando puntada con hilo en todo lo que tiene que ver con la calle Herrería.

Uno de los vecinos de honor es Luis, quien aún recuerda a su padre construyendo el edificio donde vive. En la parte final, la calle se abre a la plaza Zaragoza, centro de reunión de los vecinos. Para animar todo lo que allí ocurre, se hallan dos establecimientos por donde todo pasa. El 33, un bar que llevan Ángel y su hermano pero que, sin embargo, fue fundado por el padre de ambos cuando éste tenía… 33 años. Muy cerca aparece el Bar Casino Agrícola e Industrial, lugar de reunión de agricultores y ganaderos cuando iban a vender sus productos al municipio.

‘La voz de mi calle’, este martes a las 22:00, en Aragón TV.