Siete directores reflejarán su visión de la pandemia, a propuesta de Aragón TV

Ignacio Estaregui, Javier Macipe, Álex Rodrigo junto con Alejandro Cortés, Pablo Aragüés, Nata Moreno, Pilar Palomero y Gaizka Urresti mostrarán su visión del momento histórico que vive Aragón como consecuencia de la crisis del coronavirus. La coordinación correrá a cargo de Vicky Calavia

Pulsa para ampliar

Aragón TV ha puesto en marcha un proyecto cinematográfico para reflejar el momento que vivimos como consecuencia de la pandemia, a través de la mirada personal y con total libertad creativa, de siete realizadores aragoneses de prestigio.

Los siete cortometrajes, de ficción o documental indistintamente, se integrarán en una unidad para su difusión en formato largometraje.

Participan en este proyecto Ignacio Estaregui, Javier Macipe, Álex Rodrigo junto con Alejandro Cortés, Pablo Aragüés, Nata Moreno, Pilar Palomero y Gaizka Urresti. La coordinación corre a cargo de Vicky Calavia y Carlos Navarro se encargará de darle uniformidad técnica a las siete obras y realizará las diferentes versiones para Cine, TV y RRSS.

Con esta iniciativa, Aragón TV pretende dejar constancia audiovisual de este momento histórico que la humanidad está viviendo como consecuencia de la covid-19 desde un punto de vista aragonés. Al tiempo, la realización de estos siete cortometrajes debe ayudar a relanzar la actividad cinematográfica en el sector audiovisual de la comunidad.

Jaime Fontán, jefe de Producción de Aragón TV, ha señalado que “hay una parte del sector audiovisual aragonés, con muchos realizadores, actores, técnicos…, que está en un momento crítico por el parón que ha supuesto el estado de alarma y hemos querido colaborar para que vuelvan a trabajar, recobren la ilusión y aporten una mirada de esperanza ante el futuro al que nos dirigimos”.

Para Fontán, este proyecto nos mostrará “siete historias de una misma realidad pero contadas de un modo diferente y con total libertad creativa”. “Sabemos que hay mucho talento en esta comunidad y el público verá que ha merecido la pena”, ha precisado.

Vicky Calavia, coordinadora del proyecto, ha destacado el carácter “histórico” de esta producción porque “el cine queda para siempre y estas siete piezas reflejarán un momento muy interesante e importante”. Los realizadores que participan en la iniciativa “tienen tiene que estar orgullosos porque harán un retrato social y antropológico de lo que está viviendo la sociedad”, ha indicado.

Una de las premisas del proyecto es “que todos los equipos técnicos y artísticos sean de Aragón —apunta Calavia—, de manera que se pueda animar al sector audiovisual, que está bastante deprimido, en todos los sentidos, desde que comenzó la pandemia”.

El gran valor del proyecto, a juicio de Vicky Calavia, es que “va a ser todo muy reconocible, con realizadores aragoneses de prestigio, localizaciones y actores de Aragón e historias cercanas con las que los espectadores se sentirán muy identificados”.

Es una pieza histórica, realizada por gente de aquí con localizaciones de aquí, actores localizaciones, es una oportunidad para volver a trabajar y los espectadores tienen que apostar por lo hecho aquí.

El proyecto ha comenzado con la realización de guiones y está previsto que la producción y postproducción se desarrolle a lo largo del verano.