TRÁFICO

Una persona fallecida y circulación fluida en el arranque de la Semana Santa

La Guardia Civil intensifica los controles en carreteras para evitar la movilidad entre comunidades

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Control de la Guardia Civil en la provincia de Teruel

Este fin de semana está siendo atípico en las carreteras aragonesas debido a las restricciones de movilidad entre comunidades autónomas, y también a las reuniones en casa limitadas únicamente a convivientes. En esta coyuntura, la tranquilidad ha sido la nota predominante en las carreteras aragonesas en lo que respecta a intensidad de tráfico, aunque hay que lamentar una motorista fallecida en la mañana de este sábado en la A-221 en Albalate del Arzobispo (Teruel).

Precisamente para prevenir los desplazamientos no autorizados, hasta el próximo domingo día 4, se están intensificando los controles de movilidad en las carreteras por parte de la Guardia Civil. Sólo esta mañana, en un control situado en la A-23 en Rubielos de Mora, cerca del límite con la Comunidad Valenciana, se han parado 75 vehículos en una hora. El 90% contaba con justificación para viajar, pero a siete se les ha multado por pasar de una comunidad a otra sin causa permitida.