COVID-19 INTERNACIONAL

Portugal reabre su frontera con España tres meses después

En Francia disminuye el número de pacientes graves por COVID-19. Liverpool organiza un concierto masivo sin mascarillas ni distancias, y Australia amenaza con la cárcel a los que regresen de la India

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Un camión se aproxima a un punto fronterizo entre Portugal y España.

La estabilización de la pandemia en Portugal ha permitido adelantar a este sábado la última fase de su plan de desconfinamiento, prevista para el día 3. De esta forma, este sábado también ha abierto la frontera terrestre con España. Los pasos fronterizos permanecían cerrados desde el 31 de enero, excepto para el tránsito de nacionales y residentes, transporte de mercancías y trabajadores transfronterizos, por los pasos autorizados. 

"Podemos dar un paso al frente hacia la próxima etapa del desconfinamiento", ha anunciado el primer ministro portugués, António Costa, quien también ha destacado la evolución, dice, "muy positiva" que ha mantenido el país durante el proceso de desescalada, que arrancó el pasado 15 de marzo. Las restricciones se impusieron el pasado 15 de enero, cuando el Gobierno decretó el confinamiento ante una tercera ola que llegó a colocar a Portugal como el país del mundo con mayores índices de contagios y muertes.

Francia mejora sus cifras

En Francia, el número de enfermos ingresados en cuidados intensivos por coronavirus ha disminuido por cuarto día consecutivo, según ha indicado el departamento de Sanidad galo. También ha bajado el número de fallecidos, que suman 271 muertes en las últimas 24 horas, tras varios días con cifras superiores a los 300. 

En total, 5.675 pacientes se encuentran en unidades de cuidados intensivos, tras haber superado los 6.000 hace cinco días, cuando se marcó el máximo de esta tercera oleada en el país, lejos de los 7.000 registrados en la primera ola en abril de 2020.

Prueba piloto en Liverpool con un concierto sin mascarillas

Alrededor de 3.000 personas sin mascarilla han llenado este viernes una discoteca de Liverpool, en el Reino Unido.  Las autoridades de la zona han permitido el evento como prueba piloto para organizar una futura reapertura de los locales de ocio. Los asistentes debían dar negativo en un test de antígenos de COVID-19 en las 24 horas previas a la fiesta organizada en el club Circus, donde no hubo mascarillas ni distancia social entre los asistentes. 

Las autoridades pedirán a quienes hayan participado en la prueba piloto que se sometan a un test PCR cinco días después, para controlar la expansión del virus.

Australia amenaza con la cárcel a los nacionales que regresen de la India

A partir del próximo lunes, 3 de mayo, los australianos que hayan permanecido en la India durante los últimos 14 días y regresen a su país, se pueden enfrentar a una condena de hasta cinco años de cárcel y una multa, según ha advertido el Gobierno australiano. 

Aquellos que se salten la orden temporal serán acusados de vulnerar la Ley de Bioseguridad, penada con hasta cinco años de prisión y multas de hasta 66.000 dólares australianos (más de 42.350 euros). El ministro de la Oficina del Tesoro, Josh Frydenberg, ha asegurado que actúan siguiendo los consejos de sus expertos médicos y ante la grave situación en la India, epicentro actual de la pandemia de la COVID-19, donde este sábado se han superado los 400.000 nuevos casos diarios.