Publicidad
PATRIMONIO

Más de 300 visitas guiadas al entorno de Torre Mocha durante el puente

El Ayuntamiento de Calatayud espera poder abrir al público general en 2023 el también conocido como castillo de la Consolación

ALEJANDRO LÓPEZ /
icono foto Torre Mocha es conocido también como el castillo de la Consolación.

Cerca de 300 personas han visitado estos días Torre Mocha, en Calatayud, aprovechando las jornadas de puertas abiertas. Cerca del 90% son vecinos de la propia ciudad bilbilitana. Van, en unos casos, a descubrir el patrimonio y en otros a redescubrir este imponente recinto amurallado de Calatayud. Hace casi una década que el monumento dejó de estar en manos privadas y, desde entonces, el consistorio trabaja en él para hacerlo visitable de manera habitual. Estos días llevan a cabo visitas guiadas, pero la idea es conseguir que se abra al público general en 2023.

Este entorno bilbilitano estrena las últimas intervenciones que se han llevado a cabo. Son un centro de interpretación, traviesas para hacer más sencillo su recorrido y dos miradores con espectaculares vistas. Una visita cercana a los 40 minutos, que permite viajar al pasado, concretamente al siglo VIII, para conocer, por ejemplo, cómo se edificaba en aquella época. Santiago Cabello, responsable de Tintaura, es el encargado de explicar durante el recorrido ese proceso arquitectónico: “Se edificó con una técnica de entablamientos en los que se metía piedra de yeso y también una masa de yeso artesanal, que otorgaba una gran dureza”

Porque, como bien dicen, "el saber no ocupa lugar", y más si se trata de nuestros orígenes.

 Las actuaciones que se han llevado a cabo son todas reversibles porque, a juzgar por los trabajos realizados, bajo el terreno de Torre Mocha podría haber más patrimonio escondido. Eso sí, para quienes quieran adentrarse en la visita guiada, desde la organización advierten que se trata de un recorrido de unos 300 metros lineales con más de 100 escalones, por lo que recomiendan el uso de un calzado cómodo y desaconsejan llevar carritos o sillas de ruedas.