ELECCIONES 4M

Madrid cierra una campaña electoral marcada por la polarización

La crispación y las posturas enfrentadas han sido la tónica de una campaña que precede a unas elecciones en clave nacional

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Candidatos para las elecciones a la Comunidad de Madrid 2021.

Coincidiendo con la celebración del día de la Comunidad, este domingo concluye la campaña electoral para las elecciones de la Asamblea de la Comunidad de Madrid, que se celebran este próximo martes. Ha sido una campaña marcada por la crispación y la polarización de las posturas políticas, con incidentes como los enfrentamientos entre la policía y quienes se oponía a la celebración de un mitin de Vox en Vallecas, el encontronazo entre Pablo Iglesias y Rocío Monasterio durante un debate electoral que desembocó en la marcha de todos los candidatos de izquierdas, o las cartas con amenazas de muerte a varios candidatos y altos cargos del Gobierno y del Estado. 

Las elecciones llegarán 56 días después de que la presidenta Isabel Díaz Ayuso (PP) decidiese convocarlas tras el anuncio de una inminente moción de censura que se preparaba contra ella, y que podría haber contado con el apoyo de sus socios de Ciudadanos para desalojarla del poder. Durante esta campaña electoral, Ayuso ha trabajado para obtener una mayoría absoluta, sin dejar de hacer guiños a Vox, cuyo apoyo podría necesitar para formar gobierno.

La presidenta de la Comunidad y candidata a la reelección ha aprovechado este domingo el acto institucional con motivo del 2 de mayo para llamar a "renovar la concordia" entre madrileños y españoles y reivindicar "la misma causa" que el pueblo defendió en 1808: "España y la libertad". 

Mientras, la candidata de Vox a las elecciones del próximo martes, Rocío Monasterio, ha vaticinado este domingo que su formación "dará la sorpresa" porque los madrileños dirán "basta ya de violentos, de totalitarios", ha afirmado. Sobre la campaña, ha indicado: "ha sido dura, especialmente para quienes han visto que los políticos no han querido condenar los ataques que Vox sufrió en Vallecas".

La izquierda, por su parte, busca romper la hegemonía del PP en una comunidad, que gobiernan los populares desde 1995. El líder del PSOE y presidente del Gobierno, Pedro Sánchez se ha volcado en el apoyo a su candidato, Ángel Gabilondo, que durante la campaña ha variado su discurso moderado para acercarse a Unidas Podemos, una formación que ha recurrido a su líder, Pablo Iglesias, como candidato, ante unas encuestas previas desfavorables.

Gabilondo, ha asegurado este domingo en el acto de cierre de campaña que el PSOE es, según sus palabras, "lo bueno por conocer" en el Gobierno madrileño, y ha animado a acudir a las urnas para impedir que gobiernen los que califica de "desleales". Gabilondo ha estado arropado por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez y la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, entre otros miembros del partido. 

Por otro lado, la formación de Iglesias no llegó a un acuerdo de coalición con Más Madrid, cuya candidata Mónica García, ha ganado enteros como alternativa de la izquierda durante esta campaña. La candidata de Más Madrid ha cerrado la campaña con un llamamiento a las urnas para "poner a latir" la región, cambiando "el odio por la convivencia", y ha insistido en contraponerse a la presidenta autonómica, Díaz Ayuso. Su mitin ha tenido lugar en la Cuesta de Moyano, lugar donde hace seis años, Manuela Carmena -ausente durante la campaña- celebraba la victoria en el Ayuntamiento de la capital.

El candidato de Unidas Podemos a la Presidencia de Madrid, Pablo Iglesias, ha señalado en su acto de fin de campaña que, si la izquierda gana las elecciones les acusarán de fraude y a la derecha y ultraderecha, ha dicho, "no le faltarán apoyos mediáticos en televisiones que lo digan". En un mitin en Móstoles en conmemoración de la fiesta del 2 de Mayo, Iglesias ha asegurado que en Europa hay mucha gente preocupada porque, dice, "una fuerza política con un estilo trumpista esté en la Comunidad".

Mientras, Ciudadanos, hasta ahora socio del gobierno de Díaz Ayuso, se enfrenta a una previsible caída electoral que podría dejarle incluso fuera de la Asamblea madrileña. Para evitarlo, la formación naranja ha recurrido a Edmundo Bal, portavoz en el Congreso de los Diputados, y lanzando un mensaje conciliador frente a la polarización mostrada por otras fuerzas rivales. 

Bal ha animado este domingo a los madrileños a depositar la "papeleta naranja" que reúne, ha afirmado, "tolerancia, moderación y futuro". Por su parte, la presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha recordado que las elecciones del próximo martes son una oportunidad, ha dicho, "para elegir lo bueno conocido", en referencia a la formación naranja, y "lo bueno por conocer", en alusión al candidato a la presidencia, Edmundo Bal.