Publicidad
EVOLUCIÓN DE LA PANDEMIA

Repollés señala que la presión hospitalaria está disminuyendo "a mucha velocidad"

La consejera de Sanidad augura que, del Consejo Interterritorial del jueves en Zaragoza, "saldrán documentos muy potentes" para los próximos meses

ARAGÓN NOTICIAS /
Consejera de Sanidad, Sira Repollés./ Europa Press
icono foto Consejera de Sanidad, Sira Repollés./ Europa Press

La consejera de Sanidad del Gobierno de Aragón, Sira Repollés, ha manifestado que se está produciendo un descenso de la curva de contagios de coronavirus y de la presión hospitalaria por la COVID-19, en este último caso "a mucha velocidad", tanto en cuidados intensivos, como en pacientes que se encuentran en planta.

Esta situación lleva a abordar "un periodo de transición en el control de la enfermedad y del coronavirus" y, "como ya anunciamos hace unas semanas, estamos entrando en una nueva fase", en la que, de forma "gradual", "vamos a tener que abordar una serie de cambios" y centrar la atención y la vigilancia "en las personas más vulnerables", ha dicho Repollés.

Se ha pronunciado así la consejera en declaraciones a los medios de comunicación, tras visitar la nueva Unidad de Ictus del Hospital Royo Villanova de Zaragoza.

La consejera ha recordado que la ministra de Sanidad, Carolina Darias, ha anunciado esta semana la celebración de un Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS) el próximo jueves, 10 de marzo, en Zaragoza, para plantear el nuevo sistema de vigilancia de la COVID-19.

La Covid, una enfermedad respiratoria más

"La semana que viene vamos a abordar un nuevo documento", que será acordado "de manera unánime por todas las comunidades autónomas" porque "iremos de la mano para salir de este periodo de pandemia hacia un periodo de transición, de endemia, de enfermedad crónica, con un nuevo sistema de vigilancia, que podrá ser similar al de otras enfermedades respiratorias, como la gripe", ha glosado Repollés.

A su entender, "vamos dando pasos firmes, poco a poco, de la mano, todos juntos, basados en los técnicos y en la evidencia científica" y la supresión de las cuarentenas es un "primer paso", tras el que "saldrán otros para esta modificación de la vigilancia y esa transición hacia una nueva forma de controlar la enfermedad".

La consejera ha continuado diciendo: "Es lo primero que se ha abordado al considerarse que no son necesarias en un momento en el que la vacunación es tan intensa en nuestra comunidad autónoma y en España, en general, y que no aportan más valor al control de la enfermedad, sobre todo de la enfermedad grave y de los fallecimientos, que es donde nos vamos a centrar".

La mascarilla en interiores, a debate

La consejera ha apuntado, sobre las circunstancias en que deberá seguir usándose la mascarilla y su retirada en interiores, que será otra cuestión que se tratará en esa reunión. "Habrá que dar los pasos de forma moderada, consensuada, de forma conjunta y uno de ellos será la utilización de las mascarillas en interior", ha remarcado.

Respecto a la comunicación diaria del número de contagios, Repollés ha incidido en que todas las medidas que se proponen en el Consejo Interterritorial "son consensuadas" y si se decide que los datos de infecciones de coronavirus se den dos veces a la semana, "seguiremos el mismo plan".

"Nosotros, en aras a la transparencia que hemos tenido durante toda la pandemia, dispondremos de datos diarios, pero de forma consensuada con todas las comunidades autónomas" y en el marco de ese modelo de transición, "también en la comunicación y en la transmisión de los datos", se darán dos veces a la semana, algo que contribuirá a "normalizar un poco más las características de esta enfermedad y la equiparará a otro tipo de patologías, en las que se da información de manera semanal".

Ha aclarado que el Departamento de Sanidad mantendrá la capacidad de tener esos datos diariamente para conocer la evolución de la enfermedad.