DESPEDIDA

La emblemática Pastelería Ortiz de Huesca despide hoy 102 años de historia

Aseguran que la falta de turistas provocada por la pandemia, ha sido la principal causa del cierre

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Interior de la pastelería Ortiz de Huesca.

Hoy cierra sus puertas la emblemática Pastelería Ortiz, tras más de un siglo en los porches de Huesca. Sus dueños, aseguran que la falta de turistas provocada por la pandemia, ha sido la principal causa del cierre.

Hoy se han acercado hasta allí muchos oscenses para comprar por última vez su tradicional Corona de San Vicente, un postre de crema y nata que inventaron hace 30 años. "Las coronas me encantan. Eso sí que me da mucha pena, que ya no las hagan y que ahora ya me he quedado sin ellas porque están todas vendidas", asegura una vecina de Huesca. 

No solo la corona, los oscenses también recuerdan las castañas de Aragón, las pajaritas para San Lorenzo, o las lenguas de crema y nata. Postres que han ido incorporando desde que abriera sus puertas en 1919, primero como panadería y luego también como pastelería. Un negocio familiar en el que han trabajado hasta cuatro generaciones.

Su propietaria Ana Ortiz asegura que le "gusta mucho el oficio, el chocolate". Afirma que en su familia siempre han vivido de esto, por lo que "va a ser un poco duro", aunque afirma que "ha llegado el momento".