RELIGIÓN

55.000 musulmanes celebran en Aragón la Fiesta del Cordero

Es una de las festividades más importantes del año, en la que familiares, amigos y vecinos se reúnen para orar y disfrutar de un gran banquete

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Una familia, celebrando la Fiesta del Cordero.

Los más de 55.000 musulmanes que viven en Aragón celebran este martes, 20 de julio, la festividad del Eid al-Adha, conocida como la Fiesta del Cordero. El significado de esta celebración reside en el sacrificio y los que profesan esta religión conmemoran con esta jornada la devoción del profeta Ibrahim/Abraham a Dios/Allah. Además, esta fiesta representa la culminación de la peregrinación a la Meca, uno de los cinco pilares del Islam, peregrinación que los creyentes musulmanes con medios y salud deben realizar, al menos, una vez en la vida.

En la Fiesta del Cordero se reúnen familiares, amigos y vecinos, que tras la oración disfrutan del banquete más importante del año. "Los musulmanes se preparan con meses de antelación para estos días especiales, tanto aquellos que tienen la intención de realizar la peregrinación a la Meca, como aquellos que se quedan en sus hogares y empiezan a buscar un borrego para el día del sacrificio", ha explicado el secretario de la Comisión Islámica de España (CIE), Mohamed Ajana.

Para Malika Bouziani, musulmana que procede de Argelia y reside en Aragón desde hace diez años, la Fiesta del Cordero representa "el recuerdo a Dios" y "la hermandad". "Las personas que tienen problemas con otros tienen como obligación hacer las paces entre ellos y pasarlo bien juntos, dejando lo negativo en el pasado", ha destacado.

Además del sacrificio del cordero, otra de las costumbres de las familias musulmanas con motivo de esta celebración es la donación de parte del animal a familiares y vecinos allegados. "Conectas con Dios ayudando y mejorando, ya que también compartes cordero con las personas que más lo necesitan. Nadie se queda sin ración en la Fiesta del Cordero", ha asegurado Malika.

La celebración regresa este año a los hogares y a las pequeñas reuniones de amigos, después de que en 2020 fueran suspendidas las actividades por la pandemia. Según el secretario de la Comisión Islámica de España, estas reuniones se harán respetando las medidas sanitarias: "Estamos seguros de que tanto los musulmanes como el resto de los ciudadanos, actuarán con responsabilidad y adoptarán las medidas preventivas a la hora de la celebración de esta festividad, siguiendo en todo momento las indicaciones de las autoridades sanitarias", ha subrayado Mohamed Ajana.