MEDIO RURAL

La despoblación amenaza la supervivencia de las farmacias rurales

En Aragón, hay 206 boticas en municipios de menos de mil habitantes. Prestan servicio a 168.000 aragoneses. La pérdida paulatina de población pone en riesgo su viabilidad

ARAGÓN NOTICIAS /
Jesús Catalán, farmacéutico de Luna (Zaragoza).
icono foto Jesús Catalán, farmacéutico de Luna (Zaragoza).

La despoblación que sufren la mayoría de los pequeños municipios aragoneses hace difícil la continuidad de farmacias y botiquines rurales, esenciales para la atención sanitaria de sus habitantes. Un reportaje de Aragón Radio ahonda en el día a día de los farmacéuticos que desempeñan su labor en localidades de menos de 1.000 habitantes. Son 206 en Aragón.

Un equipo de Aragón Radio ha recorrido varios pueblos de las Cinco Villas (Zaragoza), como Luna, Sierra de Luna, Erla, Piedratajada o Valpalmas, donde ha descubierto el servicio de los botiquines, que llevan medicamentos tan básicos como el paracetamol, fármacos para la tensión o el colesterol allí donde haga falta. Un servicio del que se benefician unos 168.000 aragoneses

En la farmacia de Luna, desde 1980

Al frente de la farmacia de Luna está Jesús Catalán, en la que empezó en 1980. Es la tercera generación de una familia de farmacéuticos, y su hija quiere continuar con el negocio familiar. Sin embargo, advierte del gran problema al que se enfrentan, la despoblación. "Es una pena tremenda, llevamos unos años perdiendo una barbaridad de habitantes. En 1980, cuando empecé a ser farmacéutico éramos en Luna 1.500 habitantes, ahora estamos 700 censados, que son menos de los que residen", afirma.

Desde esta farmacia reparten medicamentos a los botiquines de la zona, principalmente diuréticos, anticoagulantes o pañales de incontinencia, pero ahora, con la Covid-19, también mascarillas y paracetamol. La pandemia también ha llevado a muchos pacientes a hacer acopio de tratamientos crónicos por si decreta un confinamiento y no pueden salir de casa. Los más mayores se muestran estos días inquietos con la vacunación, y preguntan con frecuencia si ya es su turno. 

La hija de Jesús Catalán, también farmacéutica, quiere continuar con el negocio familiar, aunque su padre le advierte: "si el ritmo de despoblación no cambia, lo tendrá muy difícil."

Audios

Aragón Radio analiza el día a día de los farmacéuticos en el medio rural
Descargar

Audios

Aragón Radio analiza el día a día de los farmacéuticos en el medio rural
Descargar