NIEVE

Los empresarios critican el cierre de Aramón: "Esto es dramático"

Los negocios del valle de Benasque han perdido esta temporada el 90% de su facturación

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Estación de esquí de Panticosa.

El grupo Aramón anunció este martes que no abrirá sus estaciones de esquí esta temporada como consecuencia de la pandemia. La decisión, basada en cuestiones económicas y sanitarias, no ha sido bien recibida entre los vecinos y hosteleros de los valles pirenaicos. Los empresarios, además, critican que Aramón no haya contado con ellos para tomar esta drástica medida, que consideran que debería ser replanteada.

Los negocios del valle de Benasque suman pérdidas del 90% en su facturación y muchos llevan sin trabajar desde marzo. Por este motivo, consideran que, aunque la temporada esté perdida, todavía hubieran podido trabajar el mes que queda por delante. Y recuerdan que otras estaciones en Aragón, como Astún, continúan abiertas, aunque trabajando con aforos.

El cierre, un "mazazo"

"Estamos en facturación cero y treinta personas en ERTE", lamenta Alan López, director del Hotel Monte Alba. Alberto Lacau, empresario de Casa de la Montaña, cree que "han solucionado su problema, pero no el de los demás", mientras que Pepa Martínez, hostelera de Benasque, considera que "no somos conscientes de que esto es dramático. En este valle vivimos todos del turismo".

Por su parte, el presidente de Empresarios de Valle de Benasque, José María Ciria, destaca que "las decisiones que se han tomado han hundido la economía" y solicita "contrapartidas y ayudas directas". Una reclamación que comparte con la Asociación Turística Valle de Tena. "Es una decisión complicada, porque hay muchos puestos de trabajo en juego, pero también es comprensible", explica Sandra Lecina, directora de la citada asociación. Víctor Lucea, comerciante de la zona, asegura que "la situación es realmente dramática. Un mes de trabajo en temporada alta aquí equivale a 3 meses de trabajo en una ciudad".

Mientras tanto, la mayoría de hoteles del Pirineo permanecen cerrados y, como el resto de colectivos, lamentan una decisión que tildan de "mazazo". "Aunque nos lo podíamos esperar, siempre manteníamos la ilusión", afirma Anabel Costas, vicepresidenta de la Asociación Provincial de Empresarios y Hostelería de Huesca.