ACCIDENTES

El 40% de los rescatados en montaña, senderistas con poca experiencia

En lo que va de año, 186 personas han requerido la intervención de la Guardia Civil en Aragón

ARAGÓN NOTICIAS /
icono foto Equipación de montaña.

Senderistas sin una preparación previa y sin la información y la equipación necesaria para la montaña. Es el perfil que concentra casi el 40% de los accidentes que se han producido este año en el Pirineo aragonés, según recoge la campaña 'Montañas Seguras' que realiza anualmente el Gobierno de Aragón, junto con la Federación Aragonesa de Montaña (FAM) y la Guardia Civil.

Durante este año, en Aragón se han realizado un total de 186 rescates, frente a los 213 producidos en el mismo tiempo de 2019. El responsable de la Guardia Civil, Francisco Javier Almiñana, ha destacado que la mayor parte de los accidentes registrados se produjeron durante la práctica del senderismo, mientras que han disminuido los de alta montaña y esquí de travesía. "Los que van a alta montaña es gente mejor preparada y mejor equipada", ha resaltado. De hecho, un 38% de los accidentes registrados hasta julio de este año tuvieron como origen el senderismo, mientras que el 18% ocurrieron en la alta montaña y el 13% fueron por el esquí de travesía.

600 voluntarios trabajan como guía

La campaña 'Montañas Seguras' en Aragón cuenta con la colaboración de alrededor de 600 voluntarios que, distribuidos en 321 puntos, informan a los usuarios de las rutas a seguir y de los medios necesarios para hacerlas. Una de ellas es Teresa Vilas, quien trabaja en Alquézar e insiste en la importancia de pedir ayuda: "No vale ir al río y querer caminar, es importante que contraten a un guía siempre", apunta. Además, los voluntarios realizan entrevistas para identificar el perfil del usuario medio en la montaña con el objetivo de estudiar qué acciones se pueden seguir para lograr una disminución de la accidentalidad.

La consejera de Presidencia, Mayte Pérez, ha valorado como "absolutamente vital" la colaboración con la FAM y la Guardia Civil porque "cada vez hay más gente haciendo senderismo en la montaña". Asimismo, Pérez ha destacado un incremento del 75% en el presupuesto de la campaña desde 2015.

Siete personas han perdido la vida en la montaña desde mayo

Desde mayo, cuando comenzó la temporada de verano, siete personas han perdido la vida haciendo escalada o barranquismo en las montañas aragonesas. El último accidente mortal tuvo lugar este sábado, cuando un hombre de 55 años se precipitó por una ladera del pico Troumouse (Bielsa). El presidente de la Federación Aragonesa de Montaña, Javier Franco, ha mostrado su preocupación por estas cifras y ha insistido en la necesidad de ser responsable: "Ir a la montaña es ir a un espacio natural, por fácil que parezca, hay que equiparse y hay que prepararse", ha añadido.