MEDIO AMBIENTE

El compromiso de EEUU marca el inicio de una nueva cumbre del clima

Entre ellos, el presidente Pedro Sánchez, y figuras como el Papa Francisco. Se espera que Estados Unidos se comprometa a recortar sus emisiones entre un 50 % y un 52 % para 2030

ARAGÓN NOTICIAS /
Chimeneas emitiendo humo a la atmósfera.
icono foto Chimeneas emitiendo humo a la atmósfera.

Comienza la cumbre del clima, una conferencia virtual en la que participan 40 líderes mundiales, entre ellos el presidente Pedro Sánchez, y figuras destacadas como el Papa Francisco o Bill Gates. Todas las miradas están puestas en Estados Unidos ya que su presidente, Joe Biden, ha anunciado que se va el compromiso histórico de recortar las emisiones con efecto invernadero de su país entre un 50 % y un 52 % para 2023, respecto a los niveles de 2005. 

Esta nueva meta prácticamente dobla el objetivo que asumió en 2015 bajo el Gobierno del entonces presidente Barack Obama al firmar el Acuerdo de París que consistía en reducir las emisiones entre un 26 y un 28 % para 2025. El plan de Biden encaja con lo que le habían solicitado numerosos grupos medioambientales y científicos del país, además de grandes compañías como Walmart, Apple, McDonald's y Starbucks, que habían pedido que Estados Unidos recortara para finales de esta década sus emisiones a la mitad.

Sigue la tendencia que está marcando el gobierno estadounidense que en su proyecto de ley sobre empleos e infraestructura ya ha dejado claro que considera clave acelerar la transición hacia las energías renovables y apostar por los vehículos y baterías eléctricos.

Este compromiso está por detrás del que ha asumido la Unión Europea (UE), que ha aumentado su objetivo de reducción de emisiones para 2030 al 55 % y buscará la neutralidad de carbono para 2050; y también del Reino Unido, que ha anunciado un recorte del 78 % para 2035. Sin embargo, el resto de países más contaminantes, como Rusia, la India y China, no se han comprometido con porcentajes específicos, aunque Pekín sí ha afirmado que llegará al tope de sus emisiones de carbono antes de 2030 y alcanzará la neutralidad para 2060.