Los 'Clásicos en la Frontera' vuelven a la Ribagorza

El festival cumplirá su 24ª edición del 17 de julio al 29 de agosto

ARAGÓN CULTURA /
(F. Diputación Provincial de Huesca)
icono foto (F. Diputación Provincial de Huesca)

El Festival de la Ribagorza vuelve este verano a llenar los templos y ermitas de música clásica. Doce municipios ribagorzanos acogerán los conciertos de 'Clásicos en la frontera', que celebrará del 17 de julio al 29 de agosto su vigésimo cuarta edición.

El público especializado y los vecinos del territorio no pudieron disfrutar de esta propuesta cultural el pasado 2020 a causa de la crisis sanitaria del coronavirus. Este verano, todos los conciertos contarán con aforo limitado y entrada gratuita disponible para reserva previa quince días antes de cada actuación en los correspondientes ayuntamientos.

La organización ha apostado por un cartel que combina conciertos de piano, instrumentos de viento; cuartetos vocales y solistas, de tal manera que ofrece opciones de diversos gustos y que "no defraudarán a los más fieles del Festival", en palabras del director artístico del Festival de la Ribagorza, Santiago Lleida.

Ha puesto hincapié en nombres propios como el organista Raúl del Toro, la formación Kaleido Trío; Ensemble Musicantes o la Atlántida Chamber Orchestra, entre otros. La programación completa se puede consultar en la página web del Festival 'Clásicos en la frontera'.

Uno de los aspectos más llamativos de esta programación cultural es el recorrido que ofrece por puntos patrimoniales de gran valor de la Comarca de la Ribagorza. La diputada de Cultura de la Diputación Provincial de Huesca (DPH), Maribel de Pablo, ha explicado en la presentación que la institución apoya esta cita cultural "que tiene una gran trayectoria reconocida por la excelencia en lo musical, pero también por la promoción de la riqueza patrimonial y cultural del territorio".

La Basílica de la Peña en Graus acogerá la inauguración el próximo sábado, 17 de julio, a las 20.00 horas, con la agrupación de trombones Nineties. La alcaldesa de la localidad, Gemma Betorz, ha recalcado en la presentación que "este Festival destaca edición tras edición por el gran nivel cultural que ofrece y también demuestra la capacidad del territorio para sorprender a los visitantes con nuestro patrimonio, paisajes y oferta turística".

La primera edil grausina ha indicado que se incorporan escenarios como el núcleo de la Puebla de Fantova, perteneciente a Graus, y también otros municipios como Capella y Campo; novedades que permiten "una mayor representación de La Ribagorza en el cartel" y que indican que el "Festival sigue creciendo tras prácticamente un cuarto de siglo de andadura".

Graus inaugura el certamen y le siguen otros once municipios que también organizan este Festival junto con la comisión organizadora de 'Clásicos en la frontera'. Benabarre, Beranuy; Campo; Capella; El Grado; la Puebla de Castro; Isábena; Lascuarre; Montanuy; Secastilla y Puente de Montañana serán escenarios de conciertos durante los fines de semana de final de julio y de agosto.

El presidente de la Comarca de la Ribagorza, Marcel Iglesias, ha afirmado que 'Clásicos en la frontera' es un Festival con una identidad inconfundible porque se programan conciertos en lugares impresionantes como la Catedral de Roda de Isábena, el Monasterio de Obarra y el Santuario de Torreciudad, puntos patrimoniales donde la música clásica en directo se disfruta con mucha intensidad, y también en numerosas iglesias parroquiales en localidades y núcleos que tienen mucho que mostrar".

El Festival de la Ribagorza 'Clásicos en la frontera' está organizado por una comisión organizadora del Ayuntamiento de Graus, junto con los consistorios de Benabarre, Beranuy; Campo; Capella; El Grado; la Puebla de Castro; Isábena; Lascuarre; Montanuy; Secastilla y Puente de Montañana y cuenta con el patrocinio de la Diputación Provincial de Huesca, la Comarca de la Ribagorza; el Gobierno de Aragón; Zingla Música; Imprenta Parra y la colaboración de la Diócesis de Barbastro-Monzón

Guardado en...