Cine que desbancó a las galardonadas por los Oscar: 'Cleopatra' o 'Apocalypse Now'

Los premios cinematográficos no siempre tienen sentido para todos ni son recordados con posteridad

ARAGÓN CULTURA /
Pulsa para ampliar

Si valoramos la trascendencia que han tenido las ganadoras y sus competidoras dentro de la cultura popular, no siempre el Oscar a la mejor película te sitúa dentro de la memoria colectiva. Uno de los primeros casos se remonta al año 1979. La ganadora del Oscar a la mejor película fue Kramer contra Kramer, un drama protagonizado por Dustin Hoffman y Meryl Streep. Nadie duda de la calidad de esta cinta, sin embargo, a muchos les sonará más su competidora en los premios de esa noche.

Apocalypse Now

Apocalypse Now es una de las grandes películas bélicas de todos los tiempos. Lo tenía todo, una gran dirección, la de Francis Ford Coppola, y grandes interpretaciones como Marlon Brando, Martin Sheen o Robert Duvall. La película contaba con ocho nominaciones y se llevó dos premios de los considerados menores; fotografía y sonido. El hecho de tener algunos reestrenos con versiones extendidas del director y demás, puede que haya ayudado a que un nuevo público haya llegado a ella.

Durante la guerra de Vietnam, al joven Capitán Willard, un oficial de los servicios de inteligencia del ejército estadounidense, se le ha encomendado entrar en Camboya con la peligrosa misión de eliminar a Kurtz, un coronel renegado que se ha vuelto loco. El capitán deberánavegar por el río hasta el corazón de la selva, donde parece ser que Kurtz reina como un buda despótico sobre los miembros de la tribu Montagnard, que le adoran como a un dios.

Insisto que no estamos, en esta ocasión, valorando la calidad de la película sino la trascendencia, lo digo porque en el año 1977 la ganadora del Oscar fue Annie Hall, la gran comedia de Woody Allen. Una película que mucha gente en la actualidad sigue recordando; entonces… ¿qué película ha podido trascender más y permanecer en la memoria de todo el mundo? Fácil.

Star Wars

Muy sencillo, La guerra de las galaxias. El universo creado por George Lucas forma parte de la cultura popular. A la espectacularidad de la cinta se une el potente trabajo de merchandising que se llevó a cabo tras su estreno y las diferentes secuelas y spin offs que se han realizado y se siguen produciendo.

La princesa Leia, líder del movimiento rebelde que desea reinstaurar la República en la galaxia en los tiempos ominosos del Imperio, es capturada por las Fuerzas Imperiales, capitaneadas por el implacable Darth Vader, el sirviente más fiel del Emperador. El intrépido y joven Luke Skywalker, ayudado por Han Solo, capitán de la nave espacial "El Halcón Milenario", y los androides, R2D2 y C3PO, serán los encargados de luchar contra el enemigo e intentar rescatar a la princesa para volver a instaurar la justicia en el seno de la galaxia.

Nos trasladamos hasta el año 1963 y si yo os menciono el nombre de Tom Jones… ¿Qué imagen aparece en vuestra memoria? Sí, probablemente os vendrá a la memoria el tigre de Gales, sin embargo, el Tom Jones al que yo hago referencia es una película protagonizada por Albert Finney que ganó la estatuilla dorada a la mejor película de ese año, el 63. Salvo los más eruditos, pocos recordarán esta cinta ambientada en el siglo XVIII, aunque si que recordarán su competidora en la gala de ese año.

Cleopatra

La Cleopatra de la Taylor y Richard Burton, la megaproducción que puso en pantalla Joseph Mankiewicz y, durante muchos años, la película más cara de la historia se quedó sin el premio final y se tuvo que conformar con los premios a vestuario, fotografía, dirección artística y, curiosamente, efectos especiales. Sin riesgo a equivocarme, seguro que muchos más recuerdan, aunque sea por repetición, a Cleopatra que a Tom Jones… no el cantante sino la película.

El victorioso general Julio César se ve obligado a visitar Egipto para evitar la guerra civil provocada por la falta de entendimiento entre Cleopatra y su hermano Tolomeo, que comparten el poder en Egipto. César, cautivado por la inteligencia y belleza de la joven, la proclama reina indiscutible de Egipto, y tras el nacimiento de su hijo, Cesarión, la convierte en su esposa.

El tema de la repetición influye también en nuestro siguiente caso. En el año 1946 la mejor película fue Los mejores años de nuestra vida; pero una de sus competidoras ha pasado a la historia por su buenismo y porque en Estados Unidos, y últimamente en todo el mundo, se suele repetir cada Navidad.

Qué bello es vivir

Que bello es vivir pertenecía a la misma productora, RKO Radio pictures, que Los mejores años de nuestra vida y, probablemente, porque esto es una suposición, hubo presiones para que ganara la primera por el esfuerzo económico que había supuesto y porque Que bello es vivir era un seguro en taquilla, aunque sea por su protagonista, tesoro de Hollywood, Jimmy Stewart.

George Bailey es un honrado y modesto ciudadano que dirige y mantiene a flote un pequeño banco familiar, a pesar de los intentos de un poderoso banquero por arruinarlo. El día de Nochebuena de 1945, abrumado por la repentina desaparición de una importante suma de dinero, que supondría no solo la quiebra de su banco, sino también un gran escándalo, decide suicidarse, pero cuando está a punto de hacerlo ocurre algo extraordinario.

El ultimo caso nos lleva hasta el año 1941.

Ciudadano Kane

Y aquí me encuentro con una salvedad, una cosa es la trascendencia de una cinta y otra que la haya visto todo el mundo. En ese año la ganadora fue Qué verde era mi valle, una gran película; sin embargo, su competidora ha pasado a la historia como, quizá, la mejor película de todos los tiempos según la crítica… aunque hay que decir que, en la actualidad, encontraremos a pocas personas que la hayan visto entera. Me refiero a Ciudadano Kane.

Un importante magnate estadounidense, Charles Foster Kane, dueño de una importante cadena de periódicos, de una red de emisoras, de dos sindicatos y de una inimaginable colección de obras de arte, muere en Xanadú, su fabuloso castillo de estilo oriental. La última palabra que pronuncia antes de expirar, Rosebud, cuyo significado es un enigma, despierta una enorme curiosidad tanto en la prensa como entre la población. Así, un grupo de periodistas emprende una investigación para desentrañar el misterio.

Insisto, los premios no siempre tienen sentido y hay películas que son lo suficientemente buenas para que no les afecten los galardones… por sí mismas han conseguido superar el paso del tiempo.

Audios

Cine antiguo Oscar
Descargar

Guardado en...

Audios

Cine antiguo Oscar
Descargar
Esta web usa cookies operativas propias que tienen una pura finalidad funcional y cookies de terceros (tipo analytics) que permiten conocer sus hábitos de navegación para darle mejores servicios de información. Si continuas navegando, aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración, desactivarlas u obtener más información en nuestra política de cookies.
ACEPTAR